miércoles, 21 de octubre de 2009

Los lapices asesinos (1982)

Director; Guy Lee Thys
Tìtulo original; De potloodmoorden
Guiòn; Guy Lee Thys
Mùsica; David Miller
Fotografìa; Jacques Duesberg
Productor; Guy Lee Thys
Pais; Belgica
Interpretes;
Leslie de Gruyter...como...Rick Van Houtte
Christian Baggen...como...Leslie Werkers
Rosemarie Bergmans...como...Marilène Van Houtte

Gènero; Giallo

Sinopsis;
Un psicópata que ataca siempre al mismo tipo de mujer, un loco que no deja nunca ninguna huella.
Un policia que descarga todas sus tensiones en la investigación.
Una película que le mantendrá expectante hasta el final, sorprediéndole hasta el último momento.
Todas rubias, todas jóvenes... todas asesinadas por un sádico diabólico.

Comentario;
Debut del cineasta belga Guy Lee Thys, el cual no abordó nunca más el cine de género, además aquí nos ofrece un giallo tardío con bastantes elementos de thriller convencional en el cual se encarga del guión, dirección y producción. El elenco está compuesto por actores habituales belgas, para nosotros desconocidos al tener este pais tan poca tradición dentro del género, aunque la mayoría del elenco tiene bastantes trabajos a sus espaldas, aún así podríamos citar a Rosemarie Bergmans que realiza un pequeño papel no acreditado en Malpertuis.

El inspector Rick investiga el extraño caso de un asesino que usa lapices como arma del crimen, al mismo tiempo está pasando por una crisis matrimonial refugiándose en casa del fotógrafo forense Leslie. No acaba de conseguir ningún tipo de pista acerca del asesino, mientras su mujer le acaba siendo infiel y a Rick solo le queda su buen amigo Leslie, ya que el caso cada vez resulta mas extraño y complicado, al menos sabe que el asesino mata a mujeres rubias y atractivas, justo como su propia esposa, Marilène.

Sorpresita proveniente de Bélgica, pais con escasa tradición dentro del género, que en esta ocasión nos ofrece un giallo tardío y con elementos del thriller convencional o policiaco, la trama es interesante aunque no parece estar muy elaborada, dejándo momentos de guión excesivamente inferiores a otros, creando así pequeños saltos de calidad, además las propias calidades técnicas son justitas, por momentos parece un telefilm, aunque habiendo visto otros trabajos belgas se podría decir que tiene unas calidades típicas, de hecho las cintas de Dick Maas, Amsterdamned o El ascensor tienen innumerables semejanzas, técnicamente hablando.

Quizá los actores resultan algo fríos, tratan de llevar su personaje hasta los extremos marcados por Guy Lee Thys, pero estos son algo forzados, de hecho hay reacciones de distintos personajes realmente burdas, aunque al menos quedan bien insertadas en la trama y el devenir de la cinta, no como la relacionada con el deporte, quedando claro su función para el final, cosa que ocurre evidentemente.
Primeramente la cinta parece un policiaco con asesino en serie de por medio, pero pronto los elementos giallescos hacen acto de presencia, un asesino con un trauma , que no seráinfantil, que mata de formas brutales usando lápices de colores, con sus guantes y todo, y del cual no sabremos nada hasta el final de la cinta, y aunque los motivos del mismo sean algo cutres, no deja de resultar una grata sorpresa, quizá por el ritmo, curiosamente tenemos un ritmo lento, con pequeños acelerones a diestro y siniestro, que resultan bastante eficaces, y si bien la cinta por si sola no parece ser gran cosa, si resulta un buen entretenimiento, aunque creo que la edición española, la que ví, puede que esté censurada, ya que los asesinatos no se nos muestran gráficamente, sino en imágenes aceleradas y breves, y no tenemos nada de gore, su duración es de 72 minutos cuando parece ser que consta de 80, siempre sobrevuela el espíritu de la dichosa censura, y mas en esa época..
Apuntar que el final está algo metido con calzador, de forma algo brusca se trata de identificar al asesino e involucrar todas las tramas, quedando saturado pero resultando bastante correcto.

Un giallo belga de principios de los ochenta, ahí es nada. Solo por este apunte cualquier aficionado a los giallos o thrillers policiacos debería hacerse con una copia, ya que si bien está lejos de las calidades de los giallos italianos o españoles, si resulta una grata sorpresa, aunque, como ya comenté, tiene desajustes y libertades algo extrañas, pero si se aceptan conseguimos tener un título disfrutable. Como apunte decir que la portada de la edición española es un rip off de Phenomena de Argento, y que ninguna de las fotos que salen en la contraportada o portada aparecen en la película, otro engaño mas de los distribuidores españoles, y van..

P.D; No hay capturas ya que esta cinta la tengo en VHS y no dispongo de capturadora actualmente.

Como conseguirla;
No está editada en Dvd
Descarga- No disponible
Trailer
No disponible
Otras Portadas

2 comentarios:

Fantomas dijo...

La anoto en mi lista de pendientes. Me encantan este tipo de películas pese a sus fallos (dicho sea de paso, los giallos suelen presentar más de alguna libertad narrativa).

Saludos.

ATXEIN dijo...

Ciertamente los giallos tienen licencias,pero este al ser tardío y Belga pues imagínate..
Aunque lo mejor es verlo por uno mismo y opinar..XDD

Un saludo¡